LA BALADA DE CAPERUCITA

LA BALADA DE CAPERUCITA

Caperucita estaba buscando a los técnicos del teatro Tribueñe, tirada en el suelo, en el teatro oscuro lleno de trajes vacíos. Tengo heridas en el pecho que no sé qué me las ha producido. Quiero entrar en el cielo, aún tengo esperanzas, y voluntad y existo aunque se me aparezcan santos y ángeles que no sé si son de luz, pero lo iluminan todo y encienden mi interior.

(más…)
Sombras, Sara Baras.

Sombras, Sara Baras.

Entrar a ver un espectáculo de Sara Baras no es acudir, precisamente, a ver sombras taciturnas y de la noche solitaria.

Sara Baras con Sombras, ilumina. Hay una lluvia de luz en el escenario. Un espejo de música flamenca. Un zapateado brillante que acelera el corazón. Un movimiento coreográfico que te sosiega por dentro. Hay arte y poesía.

(más…)

Bitnami