Trágica Traviata

Alberto Morate

El preludio ya nos vaticina que nos vamos a encontrar ante un drama: la orquesta, los compases, el silencio, la media oscuridad de la sala, el rojo telón echado, la lluvia exterior acechante, las parejas que no hablan,…

la-traviata

Después se ilumina todo. En el escenario del Teatro Compac Gran Vía no caben más actores, actrices, cantantes. La fiesta ha comenzado. Volvemos al siglo XIX. Elegancia, buenas maneras, segundas intenciones, críticas veladas, risas disimuladas, miradas de soslayo, enfrentamientos vocales. ver más